La fiesta del 1 de mayo


Hoy es la fiesta del trabajo. Curiosamente en esta fiesta no se dejan ver muchos de los que están sobrados de él, porque algunos tienen tanta suerte que nunca les falta, y cuando les falla siempre hay algún amigo que rápidamente se lo repone en cualquier parte lejos del mundanal ruido, posiblemente para devolverle algún favor pendiente en el pasado.

        Aquí en España no la celebran casi el veinte por ciento de los trabajadores, porque no tienen nada que celebrar. Estos y aquellos faltan a la fiesta por distintos motivos. Los primeros, bastante maltrechos, desilusionados, hartos de corruptos que se llevan nuestro dinero, bastante tienen con quedarse en casa para lamerse las heridas, y los segundos disfrutando de sus maravillosas mansiones para poder seguir lamiendo culos.

        De todas formas, como se suele decir, nadie dijo que esto iba a ser fácil (sobre todo la vida del común de los mortales), así que vayan y pasen (que la entrada es gratis) para recordarles a los que lo tienen en su mano que todos tenemos derecho a trabajar, y que hacerlo unas horas o solo unas semanas no es trabajo, sino algo parecido a la esclavitud.

No hay comentarios:

El señor AMINO - Resultados

A MÍ NO me gusta la política. Lo que pasa es que el otro día estaba viendo los resultados de los encuentros de fútbol internacional, por...