Operaciones especiales


El equipo de operaciones especiales al frente del capitán Martínez, llegó al lugar donde habían recibido el chivatazo.
    Tenían fama de ser infalibles como cuerpo de élite en sus rápidas y eficaces intervenciones.
     La acción se desarrolló en secreto y en tiempo récord. Rodearon la vivienda, entraron sigilosamente.  ¡Despejado!  –dijo el primer agente; ¡Despejado! –añadió el segundo, tras inspeccionar otra de las habitaciones. ¡Despejado! –gritó un tercero. Sin embargo, allí no se encontraba el hombre que iban buscando.
   Siguieron la búsqueda saliendo al patio. Estaba diluviando. El capitán Martínez, hizo un gesto de disconformidad mirando a sus hombres.
   La operación se fue al traste, y es que alguna vez tenía que fallarle el pronóstico del tiempo.

No hay comentarios:

El cazador cazado

Son algunos, no demasiados, los que con sus ansias de poder, de acumular riqueza, y de su cochambrosa forma de percibir la vida, arras...